02 septiembre 2012

Epilépsia fotosensible y destello estroboscópico


Desde hace unos meses este artículo me venia rondando en la cabeza, el desencadenante para escribirlo ha sido la obra teatral "Testigo de cargo", que tuvimos el pasado mes de agosto. Les comento -Oye pues en Inglaterra esto del uso del estrobo lo tienen regulado-
Y como si nada. Ningún caso. A ellos dedico éste post.

Las personas susceptibles a epilepsia fotosensible pueden tener una mayor probabilidad de convulsiones ante la luz estroboscópica.
El rango de frecuencias que puede causar ataque epiléptico oscila entre los 5 a 50 destellos por segundo (hertzios).

En el Reino Unido, la tasa de destello de luces estroboscópicas se limita a un máximo de cuatro destellos por segundo por el Health and Safety Executive.

La Asociación de Técnicos de British Theatre publica un código de prácticas para la industria del teatro en relación con la gestión de los lugares de entretenimiento público. De por sí el código no tiene ningún efecto legal, pero se publica bajo los auspicios de la Asociación ABTT y la Asociación de Directivos de Salud Ambiental de Londres con la ayuda del Cuerpo de Bomberos. Por tanto, es probable que tenga un efecto persuasivo muy fuerte en cualquier órgano judicial que tenga en cuenta la reclamación de una persona que vaya a ver un espectáculo y cuya salud se vea afectada por el efecto de la iluminación estroboscópica si los requisitos del código no han sido cumplidos. Además, el código se adopta con frecuencia, con o sin enmiendas, por las autoridades locales como condiciones básicas de uso de licencias de teatro, por lo que debe comprobar las condiciones ligadas a la licencia de teatro de la sala donde se representa la obra teatral.
El código requiere que si la iluminación estroboscópica pueda ser vista directamente por el público, los diferentes estrobos han de destellar sincronizados y operar a una frecuencia fija de menos de cinco ciclos por segundo. Sin embargo, en el caso de las producciones teatrales, el Reglamento establece que este requisito puede ser modificable para efectos exclusivamente momentáneos.
Al menos con siete días de anticipación se debe solicitar a la autoridad la concesión de licencias (es decir, el consejo local que otorga licencias a las instalaciones para su uso como teatro) que detalla la propuesta exacta, incluyendo la fecha y hora de cualquier ensayo propuesto. La iluminación estroboscópica se admite sólo para ser utilizada si el efecto deseado no se puede lograr mediante el uso de otros medios más seguros. Un inspector del consejo comprueba que todos los efectos descritos en la solicitud se realizarán de la forma descrita, los supervisará en el teatro y evaluará, si el resultado es satisfactorio, concederá la licencia mediante la emisión de un certificado.

También sería deseable que el elenco, el personal del escenario y empleados de la recepción del teatro (porteros, acomodadores…) estén advertidos, para su propia protección y divulgación del uso de efectos con strobo. Se debe prestar atención también a cualquier otra persona que pueda estar expuesta a la luz estroboscópica cuando está en funcionamiento, por ejemplo, personal de limpieza y los visitantes ocasionales, durante un ensayo.
El código establece sólo las prácticas mínimas recomendadas. Se debe indicar al público que la función que van a presenciar incorpora efectos de luces estroboscópicas. Estos avisos se deben mostrar en la entrada principal o en el vestíbulo, antes de entrar al auditorio. Puede que no sea suficiente para evitar la responsabilidad ante una denuncia, por ejemplo, cualquier demandante podría alegar que el aviso de advertencia en el hall de entrada estaba bloqueado por la aglomeración de personas cuando accedían a la sala del teatro. Un breve anuncio por megafonía inmediatamente antes de que comience el espectáculo (subida del telón) puede ser la solución adicional más eficaz. Tampoco estaría de más indicarlo en el ticket de entrada o en el programa de mano.

En Inglaterra han cambiado recientemente la política en el uso de estrobos y recomiendan su prohibición en la mayoría de los eventos. Se aconseja a directores de escena y diseñadores de iluminación consultar con la ABTT antes de emplear luz estroboscópica. Las recomendaciones son las siguientes:
-No utilizar estrobos a frecuencias que superen los 8Hz.
-No usar el estrobo durante más de 20 segundos cada vez.
-Si en el efecto intervienen varios estrobos, todos han de funcionar sincronizados.
-El público debe de estar avisado del empleo de luces estroboscópicas mediante aviso en el programa y en el ticket de entrada al espectáculo.
Así mismo recomiendan que cuando exista alguna queja por parte de algún espectador se suspenda inmediatamente la utilización de los estrobos.

7 comentarios:

  1. Igualito que por aqui,aun a pesar de que tambien existe una gui de buenas prácticas en materia de seguridad laboral elaborada para los espectáculos en vivo, en las que se recoge este caso en particular, es un poco lo que has explicado tu. Aunque nadie lo lleva a la práctica. CAda uno hace lo que quiere y ni hablar de los teatros,que pasan absolutamente de todo esto, hasta que tengan algún percance y les denuncien,entonces si saldran de su posición pasiva.

    ResponderEliminar
  2. Información muy interesante, lo tendré en cuenta para próximos bolos.

    ResponderEliminar
  3. No conozco ningun teatro donde se advierta al público de que la obra lleva estrobos, supongo que en esto también estamos a años luz de Europa.

    ResponderEliminar
  4. Pues si. A ver si los teatros se profesionalizan más y tienen en cuenta a su público.

    ResponderEliminar
  5. que raritos son los inglis, conducen por donde nadie lo hace, el volante lo ponen en el lado contrario, presumen de haber inventado el futbol ¡y es mentira!
    @@@ y ahora esto ¡VENGA YA!

    ResponderEliminar
  6. No se que tiene que ver la compañia en este lio, si hay que colgar a alguien del roble que está en la plaza del pueblo será al teatro ¡vamos digo yo!

    ResponderEliminar
  7. Sois peor que crios, si sufririaís de ataques epilépticos vuestro punto de vista seguro que sería otro bien distinto. Yo suelo preguntar en la taquilla del teatro para que me den información y si la obra lleva algún efecto de luces con strobos, simplemente no me arriesgo y no saco la entrada.
    Aunque los que crean espectáculos podrian pensar un poco en los que padecemos este tipo de patologias.
    Felices Navidades.

    ResponderEliminar

Si no puedes dejar un comentario, no te mates insistiendo. ¡Es que BLOGGER se ha escacharrao! Disculpa, IMPOSIBLE QUITAR EL CAPTCHA. Es un problema de blogger.